Las 6 razones de por qué los cultivos dependen de los polinizadores

los cultivos dependen de los polinizadores

Foto Pixabay.

“Mas del 75% de los cultivos mundiales dependen en cierta medida de la polinización”, así lo afirma la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura), quien remarca que proteger a nuestros polinizadores contribuye a mejorar nuestra producción alimentaria, los ingresos de los agricultores y el medio ambiente en general.

Por qué los cultivos dependen de los polinizadores

Pasamos a detallar las razones por las que deberíamos de apreciar la labor de los polinizadores, según indica la FAO: “¿Sabías que las abejas, mariposas, pájaros, polillas, escarabajos e incluso los murciélagos, ayudan a que las plantas se reproduzcan? ¿Y que las frutas y las hortalizas son los retoños de las plantas?”

  1. Mejoran nuestras dietas al proporcionar alimentos ricos en micronutrientes.
  2. Nos dan miel. De las más de 20000 especies de abejas, tan solo 7 producen miel, y las abejas melíferas dentales producen 1,6 millones de toneladas de miel cada año.
  3. Destacan por su ética profesional. Así es, una sola abeja melífera suele visitar alrededor de 7000 flores al día y se necesitan cuatro millones de visitas para producir un kilo de miel. Un trabajo y dedicación incansable.
  4. Mejoran el sabor de nuestros alimentos. Si una planta ha sido correctamente polinizada sus frutos serán más grandes, uniformes y sabrosos. Como señala la FAO: “Si una planta no se ha polinizado adecuadamente, no invertirá necesariamente sus recursos de manera uniforme, produciendo en consecuencia frutas y hortalizas deformes o blandas”. Con dicho conocimiento, tratemos de encontrar soluciones naturales para lograr una agricultura sostenible, eficaz para el desarrollo de cultivos y rentable para el agricultor, como lo son los bioestimulantes o nuestras fitovacunas vegetales, capaces de activar la inmunidad innata de las plantas para poderse defender de los patógenos que causan enfermedades minimizando y retrasando la aparición y virulencia de las mismas.
  5. Aumentan la producción de alimentos y la seguridad alimentaria. Según indica la FAO, “las abejas y otros insectos polinizadores están mejorando la producción de alimentos de 2000 millones de pequeños agricultores en todo el mundo”.
  6. Mantienen la biodiversidad. La polinización ayuda a que las plantas y sus cultivos se reproduzcan y las estimaciones apuntan a que el 90% de las plantas de las flores dependen de la polinización para reproducirse.

Como remarca la FAO “los agricultores y los responsables de las políticas tienen un papel importante que desempeñar en la protección de nuestros polinizadores. Pero también hay cosas que nosotros podemos hacer”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *